Estos son todos y cada uno de los beneficios de comer aguacate

Desde una ensalada hasta una mascarilla hidratante para la cara.


El aguacate es una fruta tropical muy versátil y sabrosa que si está en su punto justo de maduración es casi como comer mantequilla.

Desde ensaladas hasta el famoso y riquísimo guacamole, se emplea en todo tipo de platos. En muchas ocasiones, al ser rico en grasas se desecha de muchas dietas, sin embargo, presenta numerosos beneficios para nuestra salud.

Esta fruta “contiene un 14% de grasas y en su mayoría mono insaturadas, es decir, que tiene la propiedad de reducir el colesterol malo (LDL) y aumentar el colesterol bueno (HDL), además de aportar fibra y vitaminas antioxidantes”, explica Juana María González, dietista y nutricionista de la clínica Alimmenta.


Una gran fuente de vitaminas

En cada uno de los bocados que damos a un aguacate ingerimos gran cantidad de vitaminas diferentes buenas para el organismo.

Vitamina A, o retinol. “Necesaria para una correcta visión y función ocular, regula la expresión de genes que intervienen en la síntesis de células especializadas y ayuda a mantener el funcionamiento adecuado del sistema inmune”, asegura González.

Vitaminas del grupo B. Contiene vitamina B6 (13%) “para la correcta función neuronal, síntesis de neurotransmisores, ácidos nucleicos y hemoglobina”, según indica la experta. Además también ayuda a tratar la diabetes, los dolores del sangrado menstrual y el insomnio.

También aporta B5 (14%), buena para aliviar el estrés, el dolor producido por la artritis y el colesterol alto. Por otro lado, es rico en ácido fólico o B9 (10%) que ayuda a producir ADN. “Es fundamental en el metabolismo de los aminoácidos y en la síntesis de ácidos nucleicos y células sanguíneas”, explica la nutricionista.


Vitaminas E (10%) y K (26%). La primera, un potente antioxidante con propiedades antienvejecimiento que estimula el cuidado de la piel, ya que la protege de los daños solares y alivia la irritación, incluso cuando se padecen condiciones tan severas como la psoriasis. La segunda, imprescindible en la coagulación de la sangre; previene hemorragias internas, obstrucción biliar, osteoporosis y un excesivo sangrado menstrual.

Vitamina C (13%). Ayuda en ciertos desordenes de la vista, escorbuto, colesterol, enfermedades cardíacas y el resfriado común, según informa el portal de Internet.

Rico en fibra, potasio y magnesio

La fibra nos ayudará a ir de forma regular al baño, combatir el estreñimiento y favorecer la pérdida de peso. El aguacate posee alrededor de 500 mg de potasio por cada 100 gramos, mucho más de lo que nos puede aportar un plátano. Su alto contenido en potasio y su bajo contenido en sodio, “es adecuado para personas con hipertensión porque ayuda a eliminar líquidos”, señala Juana María González.

Por su parte, el magnesio “interviene en el metabolismo óseo, en el músculo, ayuda a mantener una correcta salud cardiovascular, también en la síntesis de proteínas y ácidos nucleicos”, continúa la experta.


Otros usos del aguacate

Además de utilizarlo en ensaladas, untado en una tostada, solo o en smoothie, también tiene otro tipo de aplicaciones naturales a modo de cosmético que son muy útiles, según informa la web.

Como una crema hidratante. Debido a sus ácidos grasos y un factor hidratante natural, podemos utilizarlo a modo de mascarilla, ya que puede prevenir las arrugas y reparar los cabellos dañados. Esta es una razón por la que está presente en muchas cremas para la piel, lociones y champús. También se puede emplear a modo de ungüento natural como tratamiento a la psoriasis.

Como protector solar. El aceite de aguacate funciona como un protector solar natural y también puede ayudar a curar la piel quemada por el sol.

Reduce el mal aliento. El jugo de aguacate limpia la boca y ayuda a eliminar las bacterias en el intestino que a menudo causan el mal aliento.


Anuncios