Hemos estado en Aguascalientes (México) con Diana de Francia, el mallorquín Gabriel Terrades, el abogado paraguayo Víctor Beckelmann y la argentina Vicky Leonhard.  El motivo del viaje no ha sido otro que el de conocer al doctor Arturo Solís, médico cirujano, oftalmólogo, neuro oftalmólogo, director de farmacología y director gerente de la compañía de farmacología Fórmulas Magistrales.


“En septiembre iremos a Aguascalientes a conocer a este médico -nos había dicho en la primavera pasada la princesa Diana-. Me han contado que ha descubierto dos productos, uno exclusivamente para la vista, que partiendo de lo que él denomina Fotosíntesis Humana, consigue, sino curar –que cura-, sí retardar la aparición de enfermedades”

Por espacio de más de dos horas, en uno de los salones del hotel Quinta Real de Aguascalientes, el doctor Arturo Solís nos estuvo explicando lo que es la Fotosíntesis Humana y sus consecuencias, cuyos resultados justificó con pruebas.

“Tras muchos años de estudio -dijo-  he visto que la melanina que produce nuestro organismo rompe la molécula del agua en oxígeno e hidrógeno originando energía, del mismo modo que la produce la clorofila en las plantas”.


El doctor Solís nos contó que ha patentado la QTINA y QIAPI 1, compuestos relacionados con este proceso bioquímico de la fotosíntesis humana. Sobre este último señala que a los 30 segundos de colocarse dos gotas debajo de la lengua, “el cuerpo, a través de la melanina, inicia una disociación del agua durante dos o tres horas, por lo que es necesario repetir esta aplicación cada ese tiempo”, y en cuanto a los resultados, “hemos notado una notable mejoría en personas afectadas por Alzheimer, Parkinson, insomnio, o que afectan a la vista, como los ocasionados por degeneración macular, etc.”

Y pasa a la acción mostrándonos fotografías de pacientes de Alzheimer y de afectados por dicha degeneración macular, de antes y de después de haber tomado el QIAPI1, en los que se aprecia una notable mejoría, así como de la joven Kim Phuc , a quien el Napalm, en Vietnam, quemó prácticamente su cuerpo –aquella imagen captada por el fotógrafo de The Associated Press, Nick Ut, denunció al mundo los horrores de Vietnam-, y que desde hace dos años es paciente suya. “Si la cirugía y la medicina sanó sus heridas -dice que le decía Kim Phuc, tuvo que aprender a vivir con el dolor. A raíz de que nos visita, ese dolor ha menguado hasta el extremo que ya ni lo nota. Todo por tomarse las gotas del QUIAPI1”.

  

Arturo Solís señala que el QIAPI 1 reúne todos los requisitos legales y médicos para ser utilizado por los pacientes, “y que poco a poco colegas de todo el mundo, al principio un poco reacios a usarlo, hoy los aplican para todas las enfermedades mejorando muchas e incluso curando algunas”. De hecho, la próxima semana viaja a Moscú, para dar una conferencia y, de paso, presentar la pila auto recargable, también a base de melanina que él fabrica, y que puede mantener una lámpara funcionando de por vida, más de cien años, y en las próximas a Madrid y Valencia para lo mismo. “Y es que poco a poco me comienzan a llamar de todas partes, lo cual es bueno”, dice.

 

Diana de Francia y las otras cuatro personas que la acompañan, han comprado, además de QIAPI1, ETO Light, que es un colirio, también patentado por el doctor Solís, aplicándose ambos varias veces al día y todos han notado cierta mejoría en cuanto a su estado general.


Anuncios