Cuándo y por qué deberías tomarte una buena infusión de jengibre

Normalmente pensamos en el jengibre durante los meses de otoño, cuando llega a nuestras vidas esa oleada de gripes y catarros consecuencia del cambio de estación.

Pero al parecer ahora, esta raíz, también está siendo estudiada por sus posibles efectos para reducir las náuseas.

Las náuseas son habituales efectos secundarios del tratamiento con quimioterapia por lo que el jengibre puede ser un buen aliado para ayudar a disminuirlas.

Jengibre

Os proponemos la receta correcta para preparar una buena infusión de jengibre con las proporciones adecuadas.

INFUSIÓN DE JENGIBRE

Ingredientes

> Agua, 1 litro

> Raíz de jengibre fresco, 3 dedos

> Cáscara de un limón y medio

> Miel 5 c/s

> Zumo de medio limón

Paso a paso

1. Pelar y cortar el jengibre a rodajas.

2. Poner agua a hervir en una olla.

3. Cuando el agua empiece a hervir, apagar el fuego y añadir el jengibre y la cáscara de limón.

4. Taparlo y dejarlo infusionar durante 30-60 minutos.

5. Colar la infusión y añadir la miel y el zumo de limón.

6. Mezclarlo hasta que se disuelva la miel.

Se pueden añadir un puñado de hojas de menta fresca a la infusión.

Anuncios